Fotografía

Smartphone shot food photo - dessert with fresh berries.
Smartphone shot food photo – dessert with fresh berries.

Las redes sociales han enaltecido el gusto por la comida; es decir, por disfrutar viendo fotografías de comida, por lo que sin duda está más presente que nunca aquello de “comer con los ojos”. Y a la par que ver, nos gusta mostrar a nuestros amigos virtuales esos platos de los que disfrutamos tanto en un buen restaurante como en casa, por aquello de revelarnos estupendos cocineros. Sin embargo, en muchas ocasiones nos olvidamos de que esa imagen de nuestra receta la expresamos a través de una fotografía, y de que según como salga esa fotografía el resultado será mejor o peor, amén de ciertas técnicas que nos permiten darles un plus a la imagen, por ello… ¿qué menos que contar con algunos trucos con los que incluso mejorar nuestros platos? A continuación, algunos de ellos:

CUIDADO CON EL FONDO

 

Por dos motivos: el primero porque la protagonista es la comida, por lo que es importante que no haya nada que desvíe de atención, y el segundo porque ciertos elementos están fuera de lugar, e incluso pueden desmejorar la imagen. ¿Alguien necesita saber cómo es el mantel de tu casa? No, así como de otros objetos que no deben aparecer en la imagen, por lo que no añadas distracciones y céntrate en la comida en sí.

CIERRA EL PLANO

Aparte de por el motivo anterior, cerrar el plano nos permitirá transmitir una sensación de cercanía, de que el plato está tan cerca que hasta podemos imaginar su olor y su sabor. Además, si consigues desenfocar el fondo mejor que mejor, pues no habrá más protagonista que la comida.

TEN EN CUENTA LOS DIFERENTES ÁNGULOS

Es decir, busca el perfil bueno del plato, así de simple. Al igual que las personas, la comida tiene lados peores o mejores, así que no te limites a sacar la foto inmediatamente e investiga sus diferentes ángulos (también de la foto: desde arriba, más abajo, etc.) hasta conseguir su lado más favorecido.

BUENA ILUMINACIÓN

Una buena iluminación, preferentemente natural, es imprescindible para captar los detalles y colores del plato, así que asegúrate de que tienes la luz suficiente antes de comenzar a disparar fotos. Puedes conseguir una buena imagen con luz artificial, pero te será más difícil encontrar la perfecta y sin duda el resultado no será tan bueno.

JUEGA CON LA PERSPECTIVA Y LA COMPOSICIÓN

Lo habitual es levantarse y hacer una fotografía desde arriba; sin embargo, el plano cenital anula los volúmenes y la imagen queda plana, por lo que apenas se distingue nada del plato. Para evitarlo, lo mejor es disparar a la altura del plato, ya que la imagen resultante será más cercana y realista.

 

Fotografía

d7f7554452fb5c6df2a24c384fc941f9

Para desenfocar el fondo de una fotografía hay que tener en cuenta del concepto de “profundidad de campo”, que se refiere a la parte de la imagen que se ve nítida, por lo que si una imagen tiene poca profundidad de campo nos estaremos refiriendo a que la zona enfocada es muy pequeña con respecto a lo que está desenfocado, mientras que si toda la fotografía se ve con nitidez la profundidad de campo será mucha. Por lo tanto, lo que vamos a aprender a continuación es a conseguir la profundidad de campo que queramos, a enfocar lo que realmente queremos destacar mientras desenfocamos el fondo. Pero, claro, en fotografía no hay reglas exactas, sino que son muchos los factores y técnicas a tener en cuenta para conseguir nuestro objetivo, así que presta atención y no dejes de probar y probar hasta aprender a desenfocar el fondo de una imagen:

APERTURA DEL DIAFRAGMA

Recordemos que la apertura del diafragma se expresa con el número f; y que cuanto más bajo sea, mayor será la apertura del diafragma y menor la profundidad de campo, por lo que para desenfocar el fondo necesitamos que el número para f sea el más bajo posible.

DISTANCIA FOCAL

Si utilizas una distancia focal corta, un gran angular (ángulo de visión amplio) te dará una mayor profundidad de campo que un teleobjetivo (distancia focal larga), por lo que para conseguir desenfocar el fondo deberás optar por un objetivo mayor. Si necesitas compensar una distancia focal larga puedes acercarte a lo que estás fotografiando.

DISTANCIA CON RESPECTO AL SUJETO

Cuanto más alejado estés del sujeto a retratar, mayor será la profundidad de campo, por lo que es recomendable aproximarte lo máximo posible a tu sujeto, siempre teniendo en cuenta que a partir de un cierto punto no podrás mantener el enfoque.

DISTANCIA ENTRE FONDO Y SUJETO

Otro factor que te ayudará a conseguir un fondo desenfocado es separar lo máximo posible al sujeto del fondo, pues estando este cerca la dificultad de conseguir ese desenfoque será mayor, ya que tendrás que conseguir que la profundidad de campo sea menor.

 

Fotografia con el teléfono

shutterstock_210790618

La mejora de la calidad de las cámaras de nuestros smartphones ha hecho posible que todos, casi sin ningún esfuerzo, nos hayamos convertido en potenciales fotógrafos, si bien no profesionales, sí capaces de captar buenas imágenes basadas en la espontaneidad y la libertad que nos brinda ir en todo momento con una cámara de bastante buena calidad en el bolsillo. Pero toda realidad tiene una vuelta de tuerca, y aprender algunos trucos con los que sacar buenas fotos con el teléfono es un plus que puede alimentar nuestras redes sociales y permitir que nuestras imágenes queden para la posteridad.

. ¿Cómo de bien conoces tu cámara? .

Para sacarle el mayor provecho posible a cualquier aparato electrónico hemos de conocerlo a la perfección, pues solo siendo conscientes de las prestaciones que nos brinda, pues funciones como el tiempo de exposición, el balance de blancos o el ajuste del ISO son claves a la hora de sacar una buena foto, lo cual implica que conocer bien tu cámara va de la mano con conocer algunas técnicas fotográficas.

. Mantén la lente limpia .

El simple hecho de que el teléfono vaya en un bolsillo, mochila o bolso, sobre todo sin funda, provoca que la lente se ensucie con mayor rapidez, por lo que mantenla limpia (pásale un paño seco siempre que puedas) para conseguir sacar buenas fotos.

. Cuidado con moverte .

A veces, las prisas de hacer una foto, con una mano y casi sin mirar atentamente a la pantalla provocan que la imagen resultante esté borrosa, pues aunque no se vea a simple vista después en el ordenador sí que ve ese desenfoque. Por ello, permítete el tiempo para coger correctamente el teléfono y procura moverte lo menos posible.

. Dispara con el obturador de la pantalla .

Algunos smartphones disponen de un botón lateral con el que disparar a la hora de hacer una foto; sin embargo, este simple gesto puede implicar un movimiento que acabe por desenfocar o sacar borrosa la foto. Para evitar esto utiliza el obturador de la pantalla.

. Atención a la iluminación .

Mucha luz o, en cambio, poca luz no son adecuadas para sacar una buena foto, sino que son los días nublados los que nos brindan condiciones óptimas para bonitas imágenes. Por ello, presta mucha atención a la iluminación: busca las sombras en los días más soleados, colócate siempre de espaldas al sol a la hora de hacer una foto, coloca los objetos a fotografiar en puntos de luz en los días más oscuros y evita las sombras, etc.

. No utilices el zoon .

El zoom de un teléfono es digital, por lo que al utilizarlo se estará perdiendo calidad de imagen. Entonces… ¿no es más fácil acercarse a lo que queremos fotografiar en vez de utilizar el zoom?

. No te olvides del fondo .

Tienes al protagonista perfecto, o la situación idónea, pero ¿qué hay en el fondo? Piensa siempre en ello a la hora de hacer una foto, pues un elemento inadecuado del fondo puede desmejorar al mejor de los protagonistas.

Fotografía

shutterstock_378327136

Son muchos los eventos que tienen lugar a lo largo de nuestra vida: bautizos, comuniones, bodas, graduaciones, fiestas de cumpleaños, ser papás o por simples ganas de tener unas bonitas fotos que queden para la posteridad; y para ello necesitarás contratar a buenos fotografos para fiestas en Madrid que se encarguen de captar en algunas imágenes todo lo que ocurre durante ese día especial. Sin embargo, es muy importante pararse el tiempo suficiente para encontrar al fotógrafo adecuado que sea capaz de inmortalizar ese día tan feliz con los tuyos, pues dependiendo de sus servicios, sus habilidades y su profesionalidad convendrá contratar a uno u otro. Para ello, a continuación cinco consejos a la hora de contratar a un fotógrafo:

shutterstock_239339239

. Busca un mínimo de tres presupuestos .

Este es el primer paso a la hora de encontrar al fotógrafo perfecto, pues solo así conocerás los precios reales del mercado y cuál es la media aceptable para según qué servicios, o si un fotógrafo cobra más porque ofrece un servicio especial, o si otro cobra menos porque su experiencia es menor (aunque su trabajo sea bueno). A partir de ahí, sabiendo que no hay trucos en el presupuesto, podrás moverte en una media de calidad-precio.

. Entrevistas personales .

La comunicación a la hora de llegar a un acuerdo es la mejor manera de obtener lo que se necesita, pues mediante una reunión el fotógrafo podrá enseñarte sus trabajos, ambos podréis valorar el trabajo a realizar, si el fotógrafo puede encargarse de él, así como establecer todos los puntos a tener en cuenta: precio, resultados, horario, etc. Un punto clave es pedirle referencias de otras personas que hayan quedado satisfechas con su trabajo.

. Calidad del trabajo .

Un fotógrafo no es una persona con una buena cámara disparando sin parar durante todo el evento, sino un profesional que conoce la técnica y que tiene buen gusto a la hora de hacer fotografías, además de saber adaptarse a los requerimientos del cliente. Vaya, una palabra: profesionalidad. Por ello, fíjate en los detalles de las fotos y asegúrate de que la luminosidad, la definición y los encuadres son los adecuados. Además, no te olvides de preguntar por los formatos en los que recibirás las fotografías (reveladas, CD, pendrive, etc.).

. Precisión en los detalles .

No los detalles de las fotografías, pues eso ya lo hemos analizado en la calidad del trabajo, sino los referentes al evento y a lo que debe cumplir el fotógrafo: lugar, hora, horario de trabajo, número mínimo de fotos, retoques, etc. No dejes ningún cabo suelto, pues la única manera de obtener lo que desees es expresándolo, ya que el fotógrafo no puede adivinar lo que cada cliente exige.

. Contrato .

Un pequeño contrato donde se especifiquen al detalle todos los elementos a tener en cuenta, tanto referentes al evento como al trabajo creativo, facilita el negocio a ambas partes, pues todo queda claro y no da lugar a equívocos que pongan en riesgo lo acordado.